Interior del Estado Yucatán

IMSS Yucatán recomienda a pacientes asmáticos reforzar sus cuidados ante cambios de clima

·         En el Seguro Social se cuenta con medicamentos para el asma: de rescate inhalables para tratar los síntomas y de tratamiento prolongado para controlar la inflamación. 

En el marco del Día Mundial del Asma, especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Yucatán indicaron que aunque se tenga controlada la enfermedad, es importante no bajar la guardia ya que las condiciones ambientales que se presentan en Yucatán, con cambios de temperatura constantes y humedad elevada, pueden desencadenar complicaciones para pacientes con esta enfermedad.

El asma es una enfermedad del sistema respiratorio que comúnmente se presenta en las y los niños, aunque también puede diagnosticarse en la edad adulta,  sin embargo, debido a que las y los menores tienen vías respiratorias más pequeñas, el asma es especialmente delicado en ellos.

Los síntomas característicos del asma son: dificultad para respirar, tos y jadeos; silbidos y opresión en el pecho, enlistó la doctora Rebeca Zetina Muñoz, titular de la Coordinación de Gestión Médica del IMSS en Yucatán.

Entre las causas principales pueden intervenir factores genéticos (que un miembro de la familia lo padezca) y alérgicos, esto es que cuando el paciente se encuentra en contacto con un desencadenante. Algunos de estos desencadenantes son: humo, polvo, polen, infecciones virales, esfuerzo físico, pelo y caspa en los animales, moho, cambios de temperatura y perfumes.

Hay que tener una mayor atención cuando los síntomas empeoran, ya que se podría producir una crisis de asma. Ante esto, la especialista del IMSS recomendó actuar con calma para evitar que la o el paciente se nervioso, evitar que realice esfuerzos físicos que puedan comprometer aún más su nivel de respiración y proporcionarle la o las medicinas prescritas.

En el Seguro Social se cuenta con medicamentos para el asma: de rescate inhalables (rápido alivio) para tratar los síntomas, y de tratamiento prolongado (por inhalación y por vía oral) para controlar la inflamación que normalmente provoca este padecimiento. 

Por lo que se exhorta a la derechohabiencia a acudir a la Unidad de Medicina Familiar de adscripción para que se les brinde un plan de tratamiento contra el asma, además de que en caso de requerirlo sean canalizados con especialistas en Neumología.