Internacional

Capturan y sacrifican a macaco tras diversas agresiones en Japón

Decenas de personas resultaron lesionadas por los ataques de una banda de monos

Las autoridades locales que buscaban a una banda de monos que atacaron e hirieron a casi 50 personas en el oeste de Japón atraparon y sacrificaron a uno de los primates merodeadores.

El simio macho fue capturado mientras deambulaba por los terrenos de una escuela secundaria en la ciudad de Yamaguchi, pero puede que no sea el final de la peluda historia, ya que se teme que otros monos anden sueltos.

Los funcionarios de la ciudad han estado tratando durante semanas de rastrear a la pandilla que ha aparecido en los titulares nacionales de Japón al agredir a los residentes con rasguños y mordeduras en su mayoría leves.

El martes por la noche, cazadores especialmente comisionados dispararon al mono con una pistola tranquilizante y finalmente lo atraparon cerca de un lago en las instalaciones de la escuela, dijo a la AFP un funcionario del departamento de agricultura local.

Después de identificarlo como el mismo animal responsable de uno de los ataques, el mono fue sacrificado, dijo. Tenía una edad estimada de cuatro años y medía alrededor de medio metro de altura.

Las patrullas han estado en marcha en Yamaguchi desde que comenzaron los ataques a adultos y niños hace unas tres semanas.

42 heridos en Japón por agresiones de macacos - Viva La Noticia Durango

Pero con 49 personas heridas hasta el martes al mediodía y nuevos informes de ataques, la búsqueda continúa.

“Testigos presenciales describen monos de diferentes tamaños, e incluso después de la captura, hemos estado recibiendo informes de nuevos ataques”, dijo el funcionario de la ciudad, que se negó a ser identificado.

Los macacos japoneses se ven comúnmente en gran parte del país y son una plaga en algunas áreas, comen cultivos e incluso ingresan a los hogares.

Pero la serie de ataques en Yamaguchi es inusual, ya que algunos residentes dijeron a los medios locales que ahora llevan paraguas y tijeras para cortar árboles para defenderse.
 

Al menos 42 personas heridas en Japón por ataques de macacos